Albóndigas con aires morunos

Estas albóndigas te las comes antes de sentarte a la mesa porque sólo con el olor que inunda tu cocina mientras las estás preparando te alimentan.

Es de esas comidas que siempre apetecen y siempre quedas satisfecha. Hoy quería salirme de las albóndigas tradicionales, a las que me encanta añadir un toque de canela y llevar la aportación de especias más allá, con aromas que me trasladan a Marruecos, con especias básicas tanto en su cocina como en la mía.
Es una de las comidas preferidas de mi hija y cada vez que voy a verla no descansa hasta que se las preparo y además tengo que hacer bastante cantidad para que pueda tomarlas ese día y congelar para otras ocasiones. Lo mismo le pasa con la Ropa Vieja, son dos de las comidas de mami que más echa de menos desde que vive fuera y claro, yo no puedo resistirme a hacerle el capricho.
Ya sabemos que las albóndigas no son complicadas, sí un poco engorrosas porque terminas con el fregadero lleno de cacharros, pero sin duda el resultado merece la pena y ya les adelanto que quedan divinas, la combinación de especias las hace aún más exquisitas.

Vamos con la receta!!!
Ingredientes para marinar la carne:
  • 500 gr de carne de ternera molida
  • Sal y pimienta negra recién molida
  • 50 gr de cebolla picada pequeñita 
  • 2 dientes de ajo sin el gérmen triturados
  • 1 cucharada de jengibre fresco rallado (en su defecto, una o dos cucharadas de jengibre en polvo)
  • Una pizca de guindilla en polvo (opcional)
  • 2 cucharadas de Ras al Hanout (si no la consiguen, aquí verán cómo hacerla)
  • 1 cucharadita de cilantro en polvo
  • 1 cucharadita de comino en polvo
  • 1/2 cucharadita de clavo en polvo
  • Perejil y cilantro bien picadito
  • 3 huevos
Además: harina para enharinar y aceite para freír
Ingredientes para la salsa:
  • 1 cebolla
  • 2 dientes de ajo
  • 1/2 guindilla roja fresca o una cayena (opcional)
  • 8 tomates grandes bien maduros o 2 latas de tomate troceado o triturado
  • Sal y pimienta negra recién molida
  • 1 cucharada de pimentón dulce
  • 1 cucharada de Ras al Hanout
  • 1 cucharadita de comino en polvo
  • 1 cucharadita de cilantro en polvo
  • 1 pizca de clavo en polvo
  • 1 cucharadita de azúcar (si es necesario)
  • Perejil y cilantro fresco
Con antelación marinamos la carne para que repose al menos una hora. Ponemos la carne en un bol, añadimos todos los ingredientes tal y como se especifica en la lista de ingredientes, removemos bien, yo uso las manos porque se distribuyen mejor los ingredientes. Tapamos con film transparente y dejamos reposar en la nevera.

Mientras tanto, hacemos la salsa. Ponemos aceite en una cazuela baja a fuego medio. Añadimos la cebolla, el ajo y la guindilla, todo troceado bien pequeñito. Cuando esté empezando a tomar color añadimos el tomate, salpimentamos, agregamos el pimentón y dejamos hacer a fuego bajo, removiendo de vez en cuando, en unos 20 minutos estará hecha. En este momento probamos y si está muy ácido agregamos un poquito de azúcar y si es necesario rectificamos de sal y pimienta. Añadimos las especias, removemos y mantenemos a fuego mínimo unos minutos. Yo la mantengo al mínimo si voy a añadir las albóndigas sobre la marcha, en caso contrario retiramos del fuego y antes de añadirlas la calentamos un poco. En caso de que en casa no les guste la salsa entera, pasar por un pasapuré o triturar en un vaso alto y devolver a la cazuela. En caso de que esté muy espesa, añadir la cantidad de agua que crean necesaria y dar un hervor.
Sacamos la carne de la nevera. Con ayuda de una cuchara formamos bolas no muy grandes y pasamos por harina, las dejamos sobre la harina hasta que las vayamos a freír. Ponemos una sartén al fuego con aceite suficiente para freír. Una vez caliente el aceite, sacudimos el exceso de harina a la vez que volvemos a dar forma a las bolas para que queden más uniformes y vamos friendo por tandas. Sólo queremos sellarlas. Una vez hayan tomado color por todas las caras las pasamos a papel absorbente y de ahí a la cazuela donde tenemos la salsa. Una vez todas en la cazuela, damos un hervor, bajamos el fuego al mínimo y dejamos cocer durante unos 20 minutos. Es importante que estén tapadas, para que se cocine bien el interior de la albóndiga y no se reduzca la salsa en exceso.

En el momento de servirlas agregamos cilantro y perejil bien picado.

Listas para tomarlas solas o acompañadas de una buena ensalada!!

Una auténtica delicia que no pueden perderse, para chuparse los dedos!!

A disfrutarlas!!!

19 comentarios:

  1. Teresina, me apunto al tupper de tu hija. Me chifla el aire moruno, soy muy fan de las tagines y de ese olorcillo que deja en la cocina las ricas especias, tu receta me encanta!! bsss

    ResponderEliminar
  2. Como no va a echar de menos tu hija las comidinas de mamá , eso siempre se recuerda cuando se está fuera de casa y además cocinando tan bien como tú , no podía ser de otra manera .
    Estas albóndigas están super , me perdería en ellas y con una buena barra de pan al lado uffff , para perder el sentío mi niña !
    Un besazo.

    ResponderEliminar
  3. Deliciosas sin duda ninguna, la pinta que tienen ya lo dice. cada vez uso más especias en mis recetas y el ras es de mis favoritas últimamente. me han encantado, una delicia!!Un beso guapa

    ResponderEliminar
  4. Qué gustasas deben quedar estas albóndigas y el olorcito en la cocina mientras se cuece la salsa ummmm

    ResponderEliminar
  5. Un nuevo aire para un plato clásico, seguro que está delicioso!

    ResponderEliminar
  6. Tienen una pintaza y seguro que sabrosas a más no poder, que ricas y todo le quedara delicioso, que ricura de albóndigas, para hacerte la ola por un platito de ellas...Bess

    ResponderEliminar
  7. Me imagino el aroma tan rico que deben tener estas albóndigas especiadas, lástima no poder probarlas ahora mismo, se ven deliciosas!! Aunque me llevo esta receta para prepararlas muy pronto.

    Saludos!

    ResponderEliminar
  8. Tienen que estar divinas estas albondigas desde luego,un beso!

    ResponderEliminar
  9. Esto si que si, Teresa, me gustan mucho más que las habas, ja, ja. Y es que no conozco a nadie que le gusten unas buenas albóndigas como estas. Me encanta el toque que le has dado con el Ras Hanout, tienen que estar deliciosas. Besitos.

    ResponderEliminar
  10. Qué aromáticas! Creo que para comerlas necesitaré una buena barra de pan para mojar en esa salsita! Me ha encantado! Me la apunto, a ver que tal me sale jiji. BEsines

    ResponderEliminar
  11. Ideales! Y tan bonitas que también entran por la vista! En casa muchas veces las he preparado muy parecidas con las mismas especias y nos han encantado! Y puesta a dejar la cocina perdida pues mejor preparar muuuuchas y congelarlas jejeje
    Besos y feliz fin de semana,
    Palmira

    ResponderEliminar
  12. Qué pintaza! Se ven deliciosas, no me extraña que tu hija te las pida tanto. Yo seguro que te dejaría el plato bien limpio. Besiños.

    ResponderEliminar
  13. Totalmente de acuerdo. Difícil resistirse con ese aroma tan delicioso a que lleguen a la mesa.
    Un besito y feliz finde :)

    ResponderEliminar
  14. Me ha encantado la receta de hoy :) es que soy una fan del ras al hanout! De hecho, últimamente hago todo con "toque moruno"!!
    Tengo que probar con las albóndigas!
    un besote y buen finde!

    ResponderEliminar
  15. Mmmm albóndigas caseras!! que cosa más buena por favor! estoy de acuerdo con tu hija, yo también las echo de menos y eso que no he tenido el enorme gusto de probarlas!!
    Me ha encantado los ingredientes que pones, así que tomo buena nota de ellos. Muchas gracias por tan estupenda receta.
    Me voy relamiéndome.....
    Besitosss

    ResponderEliminar
  16. Jajajaja! Yo también esclavizo a mi madre con las albóndigas! Ella me lo devuelve poniendome a hacer roscones y bollos suizos (sí, roscones hasta en agosto) así que digamos que... quedamos en paz. Me encantan.

    ResponderEliminar
  17. Qué fuerte pensaba que había comentado ya está entrado y resulta que no osea me han encantado tus albóndigas y la pinta que tiene es que es más que espectacular qué rica por Dios por suerte tengo esa mezcla de especias y también tengo el cilantro y todo lo demás un día entre una tienda de especias y me quedé a gusto comprando un 10 receta y presentación

    ResponderEliminar
  18. Holaaa, anda que andamos bien, tú llevabas un tiempo desaparecida y , cuando apareces, desaparezco yo unos cuantos meses, jajajajaa, bueno, a ver si empiezo ya a darle caña al blog y a visitaros, que no veas la pereza que me da ¡lo reconozco! pereza o vagancia , vete tú a saber jajajaja,
    Me pierden las albóndigas y las hago de muchas formas, yo ya pasé hace mucho de hacerlas siempre del modo tradicional, que nooooo, que se pueden hacer de mil maneras, hay que darle placeres al paladar , hasta con queso las he hecho para invitarte a ti juasssssssssssssssssssssssssss
    Bueno, que me encanta la receta, no me extraña que te las pida tu hija, menudo olor y sabor y, lo de congelarlas, es genial, yo también lo hago, siii siiii siiii, jejeje
    Un besote

    ResponderEliminar
  19. me ha encantado la receta esa mezcla con las especias tiene que quedar muy muy rica.
    besos crisylaura

    ResponderEliminar

Tu visita y comentarios me hacen muy feliz y son la esencia de este blog!!!
Por falta de tiempo no participo en premios, memes, ni cadenas, pero muchas gracias por pensar en mí!!!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...